Terror Universal
E mail Nombre

Seccion: Entrevistas (Lecturas: 12838)
Fecha de publicación: Octubre de 2008

El Pulpo Negro

Para saber más sobre el último ciclo exitoso de Narciso Ibáñez Menta en la televisión argentina, entrevistamos a Darío Billani, investigador y autor de la "Historia Integral de la Televisión Argentina".

Darío Lavia



Bookmark and Share

Imágenes: Gentileza Juan Carlos Moyano

EL PULPO NEGROTerror Universal: Estamos en 1985 y se anuncia EL PULPO NEGRO. ¿Cuál es el panorama artístico que predomina en las pantallas televisivas? El color y el terror hiperrealista de sangre y tripas infestaban las pantallas de cine y lógicamente, algo podía salpicar la TV. ¿No fue un anacronismo lanzar una serie de intriga y misterio?

Darío Billani: Si bien es cierto que el "nuevo terror" cinematográfico estaba marcando notablemente toda una nueva tendencia en los adolescentes de entonces respecto a las preferencias dentro del género, la televisión todavía no se animaba a tanto… 1985 también es el año de V Invasión Extraterrestre, miniserie de ciencia ficción que se constituyó en un verdadero suceso y subsistía aún el tradicional ciclo de suspenso y terror Viaje a lo inesperado, inaugurado por Narciso Ibáñez Menta en 1979. El anuncio por parte de Canal 9, de la emisión de una serie nacional protagonizada por Narciso, generó en los que entonces éramos adolescentes una expectativa fenomenal: aún teníamos en nuestra memoria colectiva fragmentos de El hombre que volvió de la muerte, Un pacto con los brujos y ¡Sátiro! (repetidos en 1976) y sobre todo las presentaciones de Narciso para el mencionado Viaje a lo inesperado. Creo que sería interesante destacar dos aspectos importantes: durante 1982 y 1983, la revista especializada TV Guía anunció el retorno de Narciso para protagonizar una miniserie escrita por Abel Santa Cruz: La isla del Cerebro, proyecto que obviamente jamás se concretó. Por otra parte, en el verano de 1983, ATC puso en el aire los capítulos en colores de la segunda época de Historias para no dormir, bajo el insólito título de Narciso Ibáñez Menta, presenta.

Algunos precedentes


En una cima de su popularidad televisiva, en pleno fragor de EL HOMBRE QUE VOLVIO DE LA MUERTE, ciclo que marcó toda una época


Con MAÑANA PUEDO MORIR regresó a la pequeña pantalla. El envío salió al aire por Canal 13 pero fue cancelado tras 5 programas


Bajo el ciclo VIAJE A LO INESPERADO, Canal 13 emitió el especial ¡HAY QUE MATAR A DRÁCULA!. Se lo considera perdido para siempre.

Terror Universal: Hablemos un poco de Narciso Ibáñez Menta y recordemos que había sido lo último que había hecho en televisión. ¿Cuál había sido su último éxito? ¿Cuál era el modelo a emular con la realización de EL PULPO NEGRO?

Darío Billani: Lo último de Narciso en la televisión argentina fueron una serie de unitarios de triste recordación: Mañana puedo morir; emitidos por Canal 13 y un especial para El Mundo del Espectáculo: Hay que matar a Drácula. Respecto a este ciclo, Ibáñez Menta me dijo en una entrevista que le efectué en 1997: Aquello fue un despropósito total a pesar de que se convocaron a más de nueve autores, los cuales no acertaron. Me dio la sensación al leer los libros, que se trataba de gente que ni siquiera había ido al colegio. Su último gran éxito, evidentemente, fue El hombre que volvió de la muerte y creo que todos esperábamos verlo en un ciclo por el estilo. Si bien Luis Murillo, el autor de El Pulpo Negro toma grosso modo la idea de la venganza canalizada en el crimen, los resultados no fueron los esperados.

Terror Universal: ¿Pudiste ver el primer episodio? ¿Cuáles fueron las repercusiones en el público, en medios de prensa, en el mercado, etc.?

Darío Billani: Claro que sí. Aquello fue una ceremonia, una suerte de ritual. Aquí en Córdoba, el ciclo fue emitido por Canal 8, los miércoles a las 22 y la difusión del primer episodio de la serie nos convocó a un grupo de amigos que, con emoción, esperábamos volver al ver al "maestro". Releyendo algunas críticas de la época, que no fueron malas, creo que se basaron en el enorme respeto que el periodismo especializado tenía por Ibáñez Menta; quizás la más acertada haya sido la publicada por Clarín, bajo la firma de Luis Mazas. Se recomienda al público "seguir" la serie sobre la base del talento de Narciso, unido a las capacidades de la directora Martha Reguera y el enorme prestigio del retornado Oscar Ferrigno (su inolvidable compañero de El hombre que volvió de la muerte) en su primer y último trabajo para la TV tras el exilio. El rating fue favorable y recordemos que la repercusión del programa generó la creación de pulpitos de juguete, lanzados al mercado en julio para las vacaciones invernales.

Terror Universal: Para refrescar la memoria, ¿podríamos reconstruir la sinopsis argumental de EL PULPO NEGRO? ¿Cuáles son los episodios que más recordás?

Darío Billani: La síntesis argumental más perfecta y concreta, se debe a tu creatividad, Darío Lavia. Y todos aquellos que necesiten saber, en pocas líneas, qué fue aquello no tienen más que consultar Cinefania. Eché mano a tu escrito en ocasión de preparar un trabajo práctico para mis alumnos de sexto año, en la cátedra "Taller de Comunicación Social III" y la idea argumental de la serie fue la información preliminar más completa antes de la visualización y análisis del último capítulo. Dentro de los episodios más recordados, rescato los primeros y algunas escenas realmente muy bien logradas: los asesinatos del Sr. Ferranti (Alfredo Iglesias) donde la aparición de un ataúd en el living del personaje, me recordó una de las escenas más siniestras de El hombre que volvió de la muerte; del crítico Gadé (Walter Soubrié) en el cementerio y cuando uno de los asesinos, interpretado por Osvaldo Brandi, es enterrado vivo por Narciso.

Reseña Cinefania (fuente)

Miniserie que comenzó a emitirse el 2 de mayo de 1985 y en la que un supuesto escritor de novelas policiales (Narciso Ibáñez Menta), ávido de venganza, reúne los antecedentes criminales de cuatro personas aparentemente respetables (Héctor Biuchet, Osvaldo Brandi, Ariel Keller y Juan Carlos Puppo). Los invita a su casa y los coacciona, obligándolos a matar a cuatro personas desconocidas sin motivo alguno. "Soy un perfeccionista - les dice - y me propongo volcar en mi libro tal experiencia". El libro en cuestión se llama "Teoría y Práctica del Crimen Perfecto" y parte de la premisa de tomar al crimen como un arte más. Luego de eliminar a sus víctimas, los asesinos están obligados a dejar sobre ellas un pequeño "pulpo negro" de goma, como única pista. Fueron 13 episodios, que, a pesar de sus limitaciones, fueron puntapié inicial de toda una moda en Buenos Aires y hoy en día son objeto de culto por parte de los aficionados.

Terror Universal: Debido a sus ingeniosos asesinatos, se crea una especie de mitología de los "pulpitos", que se venden convertidos en juguete. Dentro de los ciclos televisivos, ¿fue este un síntoma de popularidad y masividad? ¿Con qué otros programas nos permite comparar al ciclo esta suerte de "merchandising"?

Darío Billani: Es muy interesante tu pregunta. Creo que es la primera (y quizás la última) ocasión en la cual un ciclo de terror y suspenso genera un fenómeno de mercadotecnia. En 1969, el enorme suceso de El hombre que volvió de la muerte no activó los mecanismos del "merchandising", los cuales podrían haber comercializado- y con éxito, creo- la inolvidable máscara de Elmer Van Hess. Como dije más arriba, el hecho de promover la venta de un producto determinado nos habla de un interesante síntoma de masividad y popularidad, claro…


Narciso Ibáñez Menta y Beatriz Día Quiroga

Terror Universal: El elenco completo del ciclo es bastante extenso. También cada capítulo tenía artistas invitados. ¿Podrías mencionarnos el plantel actoral involucrado?

Cristina LemercierDarío Billani: El grupo de actores importantísimos que acompañó a Narciso en la serie responde, creo, a criterios interesantes. Básicamente se rodeó al actor de un elenco de figuras que otrora lo habían secundado de sus más grandes éxitos: Beatriz Día Quiroga (El Fantasma de la Ópera, El muñeco maldito y algunos unitarios para Obras Maestras del Terror y Alta Comedia; sin olvidar que ambos habían protagonizado la versión radial de Nostradamus), Oscar Ferrigno (el siniestro Coronel Larsen en El hombre que volvió de la muerte), Juan Carlos Galván (lo acompañó no sólo en ¡Sátiro!, sino que fue seleccionado para el elenco de ¿Es Usted el Asesino? producida por TVE; además fue su asistente de dirección en teatro), Alfredo Iglesias (El hombre que volvió de la muerte, Kuma-Ching en cine y Los huevos del avestruz en teatro), y un conjunto de importantes actores que, en breves roles, seguramente accedieron a trabajar en el ciclo como homenaje a Narciso: Zelmar Gueñol, Erika Wallner, Nelly Panizza, Mabel Landó, Néstor Hugo Rivas, Wagner Mautone, Patricia Castell, Luisa D'Amico, Luis Tasca, Héctor Pellegrini, Tony Vilas y Horacio O'Connor, entre otros. Párrafo aparte merecen: Villanueva Cosse en un rol estupendo y Walter Soubrié quien interpretó al crítico Gadé con profesionalismo y dignidad. Intérpretes jóvenes de la época como Stella Maris Medrano, Debie Feld, Javier Cristian Garay y Gabriel González; unidos a figuras recurrentes en los elencos del 9 como Emilio Comte, Silvia Merlino, Alejandro Marcial, María Danelli (actriz siempre convocada por la directora Martha Reguera) y hasta Cristina Lemercier en un contrapunto impactante con su reciente rol de Jacinta Pichimahuida, conformaron un elenco más que digno e importante. Si se observan con atención algunos capítulos, pueden "descubrirse" algunos bolos interesantes: Daniel Aráoz como un empleado de correos y Juan Acosta como el encargado de un edificio.

Silvia NolascoTerror Universal: Una pregunta puntual. En la ficción del programa, tras cada asesinato, aparecía una figura visiblemente disfrazada que oficiaba a manera de "supervisor" del trabajo de cada asesino. ¿Se suponía que era Narciso caracterizado o bien un secuaz?

Darío Billani: Ese fue un error monumental e inexplicable. Quizás se deba (no lo sabremos nunca) a la reticencia de Narciso a caracterizarse; pero recuerdo perfectamente que al ver los capítulos era innegable que no se trataba del actor caracterizado, sino que eran extras. Por esas cosas que tiene el espectáculo argentino, se convoca a una actriz importante de los años '50 y '60 para cubrir el papel del supuesto De Rodas "caracterizado" como una mujer de limpieza: Silvia Nolasco. En la escena del asesinato del personaje de Silvia Merlino, se comete el error de otorgarle un primer plano a la actriz, lo cual es más que evidente que no se trataba de una máscara de Narciso. Esta modalidad promueve que en la escena donde se muestra la habitación secreta de De Rodas, la cámara efectúe un paneo por todas y cada una de las máscaras supuestamente utilizadas por el personaje.

Terror Universal: En tu curso diste a tus alumnos un trabajo práctico con un episodio de EL PULPO NEGRO. ¿Cómo surgió ésta idea y que resultados cosechaste? ¿Indica esto la calidad artística del producto?

Narciso y una de sus "máscaras"Darío Billani: La experiencia fue sorprendente e indica que el producto estuvo bien hecho y que genera interés en las nuevas generaciones, las cuales reciben modelos dentro del género alejadísimos de lo que fue El Pulpo Negro. Muchas veces hemos conversado con vos, Darío, la idea de acercar este tipo de programas a todos aquellos que nunca tuvieron acceso a este tipo de material. La oportunidad me fue otorgada a través de una cátedra en la escuela secundaria (Taller de Comunicación Social III) donde se promueven, entre otros objetivos, conocer los principios y características del lenguaje audiovisual, desarrollar una postura crítica ante los mensajes audiovisuales que circulan dentro de los medios de comunicación, reconocer los géneros televisivos y adquirir herramientas para criticar y analizar productos televisivos de variados géneros. Has tenido oportunidad de leer las críticas que estos alumnos han efectuado respecto al último capítulo de El Pulpo Negro y hemos coincidido que los resultados son realmente notables. Experiencias similares he desarrollado con programas como Historias para no dormir, Dimensión Desconocida y Mujeres asesinas.

Terror Universal: Sr. Billani, ha sido ud. muy amable y queremos ahora transcribir algunos de los invalorables comentarios de los alumnos que creemos serán de amplio interés para los lectores.

Taller de Comunicación Social III, Instituto Privado Diocesano "Dr. Alexis Carrel", Río Tercero, Pcia. de Córdoba, Argentina
Detalle de críticas elaboradas por alumnos de 6º año "B"

· "En este ficcional se muestra una muy buena historia y guión, pero los efectos y el presupuesto no hicieron lucir la historia. Hubo mucho uso del zoom y la iluminación no logró crear una atmósfera que involucre del todo al televidente" (Celina Quispe).

· "La obra contempla muchas más imágenes que sonidos y voces. (…) La idea de que sean varios capítulos que traten un mismo tema y que se desarrolle a lo largo de un proceso, es positivo ya que atrapa al espectador, obligándolo a ver el capítulo siguiente" (Genoveva Garraza)·

· "Considerando que el actor desempeñó bien su rol artístico, sólo me queda por destacar que en esta obra no se benefició tanto la imagen, sino que el sonido presentó mayor protagonismo" (Sofía Bianconi)

· "En este capítulo que hemos visualizado de la miniserie, se presenta de manera novedosa la manera de realizar un crimen (…) Considero que en este capítulo deberían haber utilizado mayor variedad de planos, para tener diferentes miradas" (Victoria Vicario)

· "Es importante destacar el año en el cual fue producido y emitido, por su carencia de tecnología y medios para obtener una mejor filmación (…) Mucho no me gustó el guión, pero a pesar de la carencia de recursos estuvo bueno" (Antonella Ferro).

· "En el capítulo me pareció muy bueno el uso de los planos, principalmente el primer plano que se le hace al personaje principal, resaltando sus expresiones y características. (…) Me parece que se arruinó el final, cuando salta de una escena a otra" (Florencia Sánchez Piccat).

· "El material cuenta con un argumento interesante el cual logra cumplir con las características de la ficción de manera correcta apoyándose, para ello, en el trabajo de los actores, principalmente de su protagonista, Narciso Ibáñez Menta. Un detalle importante a destacar es el intento desprolijo de abaratar costos que tira por la borda el trabajo realizado en este capítulo, generando desconcierto y desilusión" (Milbia Ferranti).

· "La idea en sí del programa es buena, sobre todo en cuanto a la creación del personaje y sus características, destacando la inteligencia del mismo, en especial a la hora de los acertijos ya que pone a prueba también el intelecto de los espectadores quienes se compenetran con la historia. (…) Sin duda es una obra original" (Jessica Guerrero).

· "Podemos decir que por los recursos que había en aquella época, están bien manejados y las actuaciones son fabulosas" (Antonella Benedetti).

· "Desde mi perspectiva, el argumento no me pareció del todo satisfactorio; aunque sí cabe destacar el impresionante trabajo de producción que hay detrás de la creación de este material, teniendo en cuenta la escasez de recursos tecnológicos y técnicos para la realización de este producto que contó con la honorable participación de un actor de la talla de Narciso Ibáñez Menta, quien reivindica este material desde todos sus aspectos" (Santiago Amaya).

· "No utiliza una gran variedad de planos. (…) 'El Pulpo Negro', es una miniserie inteligente, interesante y fabulosa en todos sus aspectos" (Romina Paulucci).

· "Se pueden destacar aspectos positivos, como la trama original de la miniserie, los planos y ángulos utilizados, una música acorde a los hechos y quizás un final no esperado por los televidentes. A la hora de analizar aspectos negativos, se nota la presencia de dos aspectos claros: los billetes que aparecen (se nota que son papeles en blanco) y el final, que es extraído de otro rodaje" (Sofía Fiandrino Manetti).

· "La música incidental estuvo perfecta y junto a los aspectos semánticos logran una fabulosa serie de suspenso" (Gastón Brogin).

· "Un actor fundamental como Narciso Ibáñez Menta para protagonizar esta miniserie y muchas otras, acompañado de un elenco con mucha trayectoria, fue necesario e importante para otorgarle cierto valor expresivo la situación e involucrarse completamente en el papel que le tocó actuar a cada uno" (Antonella Cervantes).

· "Muy buena realización, debido a la utilización del trabajo de cámaras que nos introduce como espectadores de manera más intensa a la obra, al igual que la música incidental y la luz, que son fundamentales en este género para reforzar el suspenso. (…) A pesar de algunos detalles, la considero una obra recomendable y para tenerla como referente dentro del género de suspenso" (Álvaro Lunari).

· "Para dar una apariencia amenazante a los personajes, se utilizó la iluminación dura, lo que permite destacar las formas y los contornos de los objetos y personajes" (Grecia Nicola).